jueves, 17 de diciembre de 2009

ENCUBRIENDO LA ESPECULACIÓN

ENCUBRIENDO LA ESPECULACIÓN

La especulación es una herramienta económica que hoy en día se utiliza para enriquecer al rico y consiste en la obtención de un beneficio económico basado en oscilaciones de los precios. Es una herramienta muy antigua ya que se utiliza desde el Antiguo Egipto para controlar los precios de la comida y no provocar hambrunas. Actualmente esta herramienta ha sido ambiciosamente utilizada y por error ha provocado caminos muy desfavorables para más de la mitad de los países en el mundo. No obstante, la especulación ha financiado muchos de los avances en todos los campos de nuestra civilización. Han sido muchos los mecenas que han podido financiar el arte y la arquitectura gracias a que en su entorno económico se ha utilizado la especulación para generar ganancias.

El interés de las grandes empresas en tener una singular sede o edificio central de cara al público siempre ha ido creciendo. Un clarísimo ejemplo es el Chicago Tribune donde los dueños de un importantísimo diario/periódico de Chicago, en el estado norteamericano de Illinois convocan un concurso pidiendo como sede central el edificio más bello del mundo. Dejando este importante concurso para más adelante, centrémonos en otro concurso muy similar:

Se trata de la adjudicación de un concurso en una parcela de la zona de Azca cuyos propietarios, Unión de Explosivos Río Tinto, S.A., en 1977 pedían el proyecto para la construcción del mayor edificio de oficinas en esa zona. Minoru Yamasaki responde con La Torre Picasso.


Imágenes de la torre Picasso de día y de noche.


ENTORNO

La torre Picasso es identidad de Minoru Yamasaki para Madrid ya que en 1988 su inauguración presenta a esta ciudad la torre más alta de España en su momento y no pasa desapercibida. En Madrid se le aproximan en altura algunas torres de la zona Azca pero simplemente por su altura ya que el diseño de la Torre Picasso es distintivo de su arquitecto. Minoru Yamasaki tiene una cultura diversa que ha recorrido el mundo entero. Su cultura está influenciada por el arte oriental y le atraen las formas escultóricas e incluso singulares en ese lugar.
Si la Torre Picasso hubiera sido construida en una ciudad acostumbrada al rascacielos esta ya no sería un alarde de identidad y pasaría mucho más desapercibida. Incluso sería genérica si se hubiera situado en Seattle donde tenemos dos rascacielos casi iguales: La Torre Rainier y la IBM.


Parcela anterior a la Torre Picasso a la izquierda y a la derecha la torre acompañada de la Castellana en Madrid.



ESTRUCTURA

Tiene una estructura de tubo rígido donde los elementos que soportan las cargas se sitúan a lo largo de la fachada y el núcleo. Esta es una tipología estructural ya típica en los rascacielos que podemos encontrar a lo largo del siglo veinte. Yamasaki decide repartir los esfuerzos en pilares de acero separados lo suficiente para crear huecos donde van las ventanas.La Torre tiene una estructura mixta combinando el hormigón en su base y el acero hasta su parte más alta.


A la izquierda un dibujo de la estructura de la torre mostrando la parte exterior y la parte interior del tubo rígido. A la derecha la estructura de la torre en construcción.

FORMA

Interior

Las plantas generales son completamente diáfanas y en su parte central está situado el bloque de los 18 ascensores, 4 escaleras, cuartos técnicos, baños y un espacio de 120 m2 destinado a una chimenea de subida de los gases procedentes de la red de ventilación de los viales subterráneos de AZCA. En la cubierta, la planta 44, se encuentran las torres de refrigeración y distribución del sistema hidráulico del aire acondicionado. En la planta 45 está la maquinaria de uno de los bloques de ascensores cuyo forjado superior tiene uso de Helipuerto.

Exterior

La fachada cubre la estructura con paneles de aluminio y cristal dispuestos de manera longitudinal en dirección vertical dejando ventanas muy reducidas y separadas por los pilares de la fachada. La fachada está sujetada con un gran arco a los pies de la torre y rematada con una cornisa que recuerda a los capiteles griegos. Hay muchas torres con estas características ya que desde la Escuela de Chicago con arquitectos como Louis Sullivan encontramos el intento de asemejar el edificio a la columna griega.


Vista del exterior y planta de la Torre Picasso.



PROGRAMA

Hablamos de la adjudicación de un concurso para hacer la torre de oficinas más alta de la zona en una época en la que Madrid estaba construyendo su nuevo centro financiero llamado Azca. Fue Minoru Yamasaki el que ganó el concurso teniendo ya la experiencia de haber construido las Torres Gemelas que a su vez también fueron el nuevo centro financiero de Nueva York. Acostumbrado a hacer lugares que crean sensaciones al ser percibidos, Yamasaki, una vez más construye una torre única que le da un toque singularidad a Madrid. Se trataba de hacer una torre de oficinas destinadas a entrar en el proceso especulativo de la economía generando en unos años ganancias para sus propietarios. Minoru Yamasaki acostumbrado a hacer torres de oficinas y emblemáticas recurre a diseñar la torre más alta de España. Esto le asegura que los propietarios vayan a generar ganancias por el único hecho del record de altura. Pero si además de eso multiplicamos casi todo el ancho de la parcela por 45 plantas sobre rasante, no sólo generamos ganancias sino que lo hacemos una vez más gracias a especular el espacio.

Según la relación que tienen estos cuatro componentes de la Torre Picasso podemos fijarnos en varias de las intenciones de Minoru Yamasaki. Se toma la decisión de tapar el programa de la torre con la forma de la fachada exterior siendo esta muy singular. Se busca la verticalidad en la fachada y en la parte de arriba se corona el edificio con una cornisa. Esta búsqueda de la belleza se hace recurriendo a elementos históricos como la columna dórica. Con lo cual tenemos un vestido para la especulación que es la principal característica del programa de la Torre Picasso.
Se puede ya relacionar los componentes de la Torre de manera muy clara:

El programa de la Torre Picasso condiciona la forma y esta a su vez condiciona la estructura. Esta forma limitada es embellecida, vestida o disfrazada para esconder sus inconvenientes y así Minoru Yamasaki aprovecha para incluir su ingrediente estético y darle a la torre, identificación con su arquitecto, identificación con el estilo internacional y singularidad. ¿Cómo se cerciora Yamasaki de que sus ingredientes estéticos para conseguir disfrazar y embellecer la torre son efectivos?

IMPOSICIÓN DE BELLEZA

Dentro de las decisiones respecto a la forma, había varias cosas que son casi coeficientes que nunca cambian en muchas de las obras de Yamasaki. Al tratarse del edificio más alto de España en el momento es indiscutible que el edificio va a ser único y que es apropiado darle una forma simbólica como por ejemplo la columna griega. Hay muchas torres con estas características ya que desde la Escuela de Chicago con arquitectos como Louis Sullivan encontramos el intento de asemejar el edificio a la columna clásica. En cambio, los arquitectos Europeos tenían un pensamiento en contra de la ornamentación y la búsqueda de motivos históricos en sus obras.



Edificio Wainright diseñado por el arquitecto Louis Sullivan


Es Adolph Loos el que enciende la mecha y propone en un concurso donde buscan el edificio más bello del mundo una columna dórica griega que incluso tiene estereóbato en su base. Se piensa que Loos quería poner de manifiesto el fin de lo clásico cumpliendo con las bases del concurso rigurosamente. Pero paradójicamente su diseño de la columna y la aportación de la obra de otros arquitectos del momento dan píe a un estilo que algunos denominan el estilo internacional. Estilo que marca a Minoru Yamasaki en varias obras suyas incluyendo La Torre Picasso.
Pero la Columna del Chicago Tribune no sólo habría sido según Loos el edificio más bonito para esa ciudad sino que también, como pedía el concurso, esta sería la más alta de todo Chicago.
A la izquierda la propuesta de Adolf Loos para el concurso del Chicago Tribune y a la derecha el edificio Home Insurance diseñado por el arquitecto William le Baron Jenney


Si nos metemos en la historia del rascacielos encontramos a quienes muchos denominan al edificio Home Insurance de Chicago por William le Baron Jenney como el padre de los rascacielos. Este edificio busca la verticalidad desesperadamente y no sólo lo consigue sino que se convierte en el manual de la época para hacer un rascacielos. El invento era estructural y se trataba del primer edificio sustentado por un armazón de metal donde se pueden utilizar vigas de acero en vez de muros de piedra para sustentar las cargas. En este edificio también vemos una forma paralepipeda que busca la verticalidad en su fachada, tiene rasgos góticos como los arcos de la base y está coronada con una cornisa con forma de capitel dórico. Tiene muchos rasgos semejantes a la torre Picasso también pero sus diferencias también son destacables.

Minoru Yamasaki no solía ornamentar su arquitectura con ornamentos aunque si utilizaba rasgos góticos en la composición de su arquitectura. Si trazamos la vida de Yamasaki nos damos cuenta de que tiene mucha influencia de la universidad de Chicago ya que ahí estudió pero hace falta destacar también su diversidad cultural. Cuando se divide el estilo internacional entre aquellos que prefieren ornamentar sus edificios y aquellos que prefieren rechazar el ornamento y apostar por los planos verticales y horizontales, no cabe la más mínima duda de que quedan arquitectos indecisos. O mejor dicho arquitectos que utilizaran símbolos clásicos como herramientas en el diseño y estructura de sus edificios. Por ejemplo, no cabe duda que el ensanchamiento de las ventanas en los extremos superior e inferior de las torres gemelas aportan luminosidad a las plantas bajas siendo estas más funcionales y con más luz y a la vez afectan al diseño dándoles ese toque gótico. Pero esto se diferencia de los extremos porque no es ni ornamentación ni rechazo de los símbolos clásicos.

Se puede ver claramente que Yamasaki no ha inventado ningún estilo nuevo y que sus aportaciones o ingredientes estéticos se pueden trazar claramente. En este sentido Yamasaki no era muy innovador con su diseño aunque estaba en la cima en cuanto a tecnología e instalaciones. En estados Unidos son muchos los edificios con las mismas características estéticas que la Torre Picasso y por eso se la podría considerar un ejemplo del copiar y pegar en la arquitectura. Quizás esto le dé muy poca relación con el entorno a la torre aunque tratándose de una torre tan singular, la propia torre le da otra forma al entorno. No cabe duda de que el “skyline” de Madrid se caracteriza gracias a la Torre Picasso.

CONDICIONAMIENTOS

Casi todos los “skylines” entran en un imparable proceso de cambio en el momento en que se comienzan a construir rascacielos. No hay duda alguna que a veces este cambio en el “skyline” es completamente intencionado como en el caso de las Vegas o Dubái aunque otras muchas es simple efecto del crecimiento necesario de la ciudad como en el caso de Madrid. En Chicago y en Manhattan las intenciones de este cambio además de especulativas eran por necesidades de crecimiento y desarrollo.

Fotomontaje que muestra el crecimiento de Las Vegas y Dubai en los últimos años.


En Madrid la Torre Picasso es considerada como bella por los ciudadanos. Son numerosos los fotógrafos y artistas que se acercan a ella para inspirarse o utilizar su imagen. Se le ha permitido ser la Torre más alta de Madrid durante aproximadamente dos décadas y ahora siendo la mitad de alta que las cuatro torres más altas de Madrid, esta se sigue caracterizando de potente y va a seguir pareciendo alta. Sus líneas verticales que acercan la mirada al cielo y la coronan con esa cornisa siguen funcionando de la misma manera que funcionaba par Adolf Loos su perfecta columna dórica en el Chicago Tribune.

Yamasaki no se equivoca recurriendo al arte clásico o específicamente recurriendo a la historia para encontrar en ella herramientas de su diseño. Pero veamos como el programa especulativo de la torre frenó algunas de las ambiciones del arquitecto. ¿Si se trataba de aproximarse a la columna, que es de planta circular, por qué Yamasaki hace una torre con planta casi rectangular? Se podría responder a esto de dos maneras aunque según el programa de la torre debemos escoger una.

Primera: Se trata de darle un aspecto más paralepípedo al edificio. A fin y al cabo, la columna es un elemento clásico puro y muchos jueces de un concurso, con el pretexto de “pasada de moda”, eliminarían la propuesta del arquitecto Japonés si este hubiera presentado una columna tal y como es. En otras palabras: para darle un aire moderno a la torre. Hace falta recordar una vez más que Loos fue eliminado del concurso en Chicago en las primeras rondas.

Segunda: En un cuadrado cabe un círculo incrustado dejando cuatro esquinas a los lados que sólo forman parte del cuadrado. La superficie de una planta circular dentro de una parcela cuadrada es obviamente más pequeña que si esta fuera cuadrada como la parcela. Dentro del cuadrado caben más oficinas y esto se adecúa mejor al programa y gustará mucho más a los inversores que convocan el concurso.

Podemos descartar la primera razón y afirmar entonces que la forma de la planta de la Torre Picasso está condicionada por el programa del concurso. No sólo su apariencia en planta está ya establecida sino que la sección también peca de condicionamientos. Pero esto ya no sería a causa de frenar las ambiciones de Yamasaki sino simplemente del resultado que da la repetición de plantas todas iguales en altura. Muchos rascacielos optan por esta tipología donde la sección resulta bastante poco atractiva aunque una vez más se trata de las necesidades de especulación que tienen sus promotores. ¿Pero por qué no intentar separar un poco más el programa del diseño y que la forma interior y exterior esté así menos condicionada?


ESPECULACIÓN

Creo que ahora con el problema económico mundial podemos ver con lupa lo difícil que es ocupar todas las oficinas de un rascacielos y también lo podíamos ver en 1988 cuando se inauguró la torre Picasso. Torre que fue proyectada en 1974 y tardó hasta 1982 en iniciar su construcción. Torre que muestra su belleza arquitectónica desde el exterior, no obstante, su programa interior completamente especulativo está en duda dentro de la arquitectura contemporánea. Podemos decir que esta joven torre por su edad, no es tan joven en su contexto.

Esta es mi manera de poner en duda la especulación y plantearme si las intenciones ambiciosas de la construcción de una torre debería de estar tan reflejada en la arquitectura y el programa. Al meternos en una sección de la torre Picasso podemos ver la repetición de plantas donde cada planta se convierte en un habitáculo completamente separado del superior. No encontramos ninguna relación espacial por el interior limitando la interactuación entre plantas a las circulaciones. Pongo como ejemplo un rascacielos moderno de Foster. Para el "complejo verde" de Singapur hay proyectado un rascacielos cuya sección repite los pisos pero encuentra relación entre ellos. De alguna manera u otra se disimula esa repetición encontrando y abriendo espacios de relación como dobles alturas, por ejemplo. También está Koolhaas, que es un genio de la sección, y demuestra en casi todos sus proyectos una relación entre plantas que funciona muy bien. Tiene muy clara la idea de sección libre y nos demuestra una y otra vez la importancia de esta y sus ventajas. Parece que poco a poco se busca la desaparición de la especulación dentro de los planos de un rascacielos y que esta no la condicione su diseño.

Sería injusto para que tachemos a Minoru Yamasaki como “pasado de moda” ya que poco a poco la tecnología permite también mucha más flexibilidad con el paso del tiempo. Además y para Madrid, la Torre Picasso fue un edificio muy innovador (en altura principalmente) ya que aquí la rutina de salir a la calle y ver edificios altos no existe.

Para llegar a este despiece de la Torre Picasso he tenido que utilizar y fijarme en varias maquetas conceptuales hechas con el puro fin de aprender a pelar una cebolla. En concreto la cebolla es la Torre Picasso y sus capas serán los diferentes componentes. Llegaría al corazón de la cebolla si comprendiera la torre al cien por cien. Puede ser que sólo el arquitecto de la obra comprenda plenamente cada capa para poder removerse por el corazón de la cebolla.

La primera maqueta se quedaba indiscutiblemente en las primeras capas de la hortaliza. Es más, casi se quedan en la pura cáscara. Se trata de una modelación muy similar a la torre Picasso con líneas verticales negras que hacen de ventanas. Se nota claramente como esa maqueta conceptual no va más allá de lo mismo que ve cualquier persona desde la Castellana.




La segunda maqueta es más explícita a la hora de abstraer componentes de la torre y específicamente pone en evidencia la huella de donde Minoru Yamasaki saca parte de su diseño. Al representarse esta maqueta como una columna dórica sin más, se puede decir incluso que es un objeto algo bello.
Pero es la tercera maqueta la que termina de aislar la composición. Ilustra los componentes de la torre sacándolos de contexto y relacionándolos entre sí para que funcionen de otro modo. Los componentes utilizados son la altura, la esbeltez, el espacio, el hierro, el cristal, la especulación y sus límites de configuración.
Se trata de una competición entre los materiales que forman un rascacielos y lo que logran. El hierro y el vidrio levantan el espacio creando una torre que aumenta su esbeltez si así lo hace su altura. Esto crea la especulación del espacio en altura y lo hace inaccesible a la gente de a pié. El espacio sube de precio. A la vez entra en juego la estabilidad del sistema que tiene sus límites ya que la cantidad de hierro y vidrio que levantan el espacio debe ser racional para que el terreno y la estructura se sostengan.





La verdad es que esta maqueta me hace pensar en el Manhatanismo. Vivir en uno de esos lujosos dúplex de Manhattan quiere decir ser multimillonario. Es más, muchas de la torres están tan especuladas que su "comité de propietarios" deben incluso dar el visto bueno como requisito de vivir ahí. El visto bueno se suele dar dependiendo de los zeros que el nuevo propietario esté dispuesto a mostrar. Y no hablar del número de viviendas y oficinas que deben de estar vacías...

Al emparejar la torre Picasso con el edificio del Banco Pastor de la Castellana, se puede ver como los componentes se purifican y no dependen de agregados a la maqueta para funcionar. Ya no es necesario poner una balanza que relacione todos los componentes como se hace en la tercera maqueta sino que se trata de que los componentes se relacionen por si solos gracias a su composición.


Finalmente expongo la última maqueta conceptual de la torre Picasso y la que se podría considerar además de resultado de un análisis, una herramienta para la investigación. Pone de manifiesto e ilustra la mayor parte de la composición de la torre Picasso. Se abstrae la belleza, la estructura, la especulación, el copiar y pegar, la procedencia y el entorno. Escapando de la verticalidad si se mira desde el lado pero aproximándose a ella si se mira desde arriba. Las agujas dispuestas según la silueta del Estado de Illinois, EEUU, representan la estructura. La columna dórica la belleza y su relación con Adolf Loos. Esta está elevada o especulada más bien del ciudadano madrileño común. La bandera americana por si sola muestra la procedencia de su arquitecto y con él un estilo. Estilo que también tiene varias de sus bases procedentes de Chicago (ciudad de Illinois). Se trata de una torre típica americana traída a Madrid como si se tratara de copiar y pegar y por eso la silueta de Illinois copiada y pegada digitalmente encima de la superficie de Madrid. Finalmente, de fondo, las consecuencias que atrae. Por cada torre así que hay en el mundo desarrollado debe de haber diez o veinte barrios en decadencia.



Cada vez que se enriquecen algunos ricos, se empobrecen muchos pobres. Es indiscutible que deberíamos disolver la barrera que hay entre los ricos y pobres. No cabe duda de que la riqueza mundial está mal distribuida. Por esto concluyo mi crítica a la torre Picasso pidiendo que por favor desparezcan estos trazos de nuestra arquitectura. Creo que está mal descuidar el diseño de nuestras ciudades y que este sea pura causa de la ambición que conlleva a sus promotores. En vez de buscar maneras de disfrazar la especulación se debería dejar desnuda y que la forma ya no esté tan condicionada por el programa. Así nos daremos cuenta mucho antes, de que el instrumento económico de la especulación, ambiciosamente usado, nos lleva a destrucción y demolición.

Bibliografía de referencia:

Sitio web oficial de la Torre Picasso: www.per-gestora.com
Sitio web oficial del estudio de Minoru Yamasaki: http://www.yamasakiinc.com/
Enciclopedia abierta a internautas: http://www.wikipedia.org/
Foro sobre arquitectura: http://www.skyscrapercity.com/
Foro sobre arquitectura: http://www.soloarquitectura.com/
Foro sobre arquitectura: http://www.urbanity.es/

Libro:
“Rascacielos”, Herbert Wright, Edición: Philip de Ste. Croix, Editorial: Parragon Books ltd.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.